24/2/09

Me definen las lunas... y poder conjugar los verbos en plural



Esto va de que me gusta la primavera, las rosas y el rojo... oye, mira, pues no, de eso no va. ¿Y de San Valentín? Mira, no, tampoco. Va de que no me gustan los toros y al legítimo no le gusta el cine demasiado "fantástico". Pero lo que importa es que me gustas tú, respondió una vez, interrogado por mí acerca de la frase "sois tan diferentes"
(ninguno de los dos estaríamos opositando si me hubieran dado un euro por cada vez que lo he escuchado)

No pasaré mi séptimo aniversario viendo a The Killers como quería, probablemente estaré encerrada, con su apoyo, haciendo test sobre quién inscribe la arrivada del cadáver a las costas del Cantábrico o lo que es más imprescindible saber para ser Juez en España:
¿A qué conclusión se puede llegar con Mir Puig sobre la discusión doctrinal en torno al concepto de acción, por la que, a su vez, se impone un retorno a la teoría causal en pos de una concepción ontológica?
a) Que las restantes teorías conducen al sofisma
b) Que el concepto de acción es una ficción absoluta y cuanto más se elabora, más artificial e inútil resulta
c) Que debe limitarse la cuestión a establecer los caracteres mínimos de la acción, cuya ausencia determina la ausencia de la misma y cuya concurrencia basta para servir de base a los demás elementos del delito
d) Ningún autor ha llegado a una conclusión tal porque el arcaismo de la teoría social hace que sólo constituya una referencia histórica.
(Es una pregunta real de los cuestionarios test de Derecho Penal de la Editorial Tirant Lo Blanch para las oposiciones a judicaturas, conste)

Pero no nos importa. Ni a mí me importa lo que pienses. Ni me debió importar nunca.
Lo que te nutre te destruye, dice el brazo (o el cuello o la espalda o yo que sé) de la Angelina Jolie, y ahora es el momento de vomitar todo el Derecho Penal que me quede dentro.

¿Y qué me define o me identifica como número dos, Mery?. Que tenga esa rosa ahora mismo en mi escritorio aunque me pasé el 14 de Febrero dando temas en el preparador, haciendo un planning que incumplir y ordené el armario, bueno no, ordenamos, y que no sé a quién dar las gracias por poder seguir conjugando los verbos en plural después de tantos fallos.


Sí, ya sé que este blog nunca se ha distinguido porque yo cuente algo real de mi vida privada, pero como en las mejores películas, lo mejor llega al final


El verdadero camino llegó cuando dejé de mirar al dedo e incluso a quien con el dedo te enseña la luna, para reparar en qué me sostiene en mi propio intento de alcanzarla.

15 comentarios:

  1. Imprimo las entradas para leerlas, releerlas y volverlas a leer tranquilamente en el tren. Te lo juro! me cuesta encasillarte en qué lugar de la locura opositoril estás. Joder... soy opositor y no quiero llegar a tu estado... o sí? La verdad, la tuya es una divina locura.

    ResponderEliminar
  2. Gracias (creo) sinceramente, lo mismo la locura me venía de antes :)

    ResponderEliminar
  3. La oposición sólo acentúa lo que ya llevamos dentro, como Gran Hermano;)
    Ayyy qué potito es el amor, pero más bonito aún es poder compartir el día a día y más en la oposición. Pese a mi juramento de soltería hasta el aprobado me has dado envidia. De la buena, conste.

    ResponderEliminar
  4. Si algo le ha enseñado GH a Espana es el verbo "magnificar", porque ahí dentro todo se magnifica. Me alegro de que no estés teniendo queja de mi seguimiento al tag esta vez ;)

    ResponderEliminar
  5. Copón, he entendido el texto de principio a fin, y lo curioso es que lo he hecho gracias a (o por culpa de) mi neura de limpieza y orden.

    Y sí, los fallos nos hacen humanos y encantadoramente insoportables para la pareja. Ahí está la gracia.

    ResponderEliminar
  6. Me ha dado una repentina vena de sinceridad... Las consecuencias podían ser nefastas pero por ahora parece que va bien ;)

    ResponderEliminar
  7. Pues me encanta esa vena, ¡un besillo!

    ResponderEliminar
  8. viena22:02

    Estoy flipiando con tu ramalazo sincero y tu frecuencia actualizadora, aunque lo de las lunas mí no entender.
    ¿Quién tiene más suerte: el hombre plural o la mujer plural?

    ResponderEliminar
  9. Gracias jaspe!

    Viena, tesoro, eso es cuestión a decidir por árbitro independiente, si te atreves con el laudo, adelante ;)


    Pd. Que sepas que ha pasado la censura previa del implicado :P

    ResponderEliminar
  10. No me lo puedo de creer, ¡Something aireando cosas privadas como si fuese la Esteban! ¿Qué será lo próximo? ¿Aparecerá el cadáver de tu dialogador en el fondo del Segura una mañana de estas?

    ¿Y qué demonios haces escribiendo con la de series chulis que tienes para ver?

    ResponderEliminar
  11. Hay cosas que nunca entenderé en este mundo del derecho, entre otras, las absurdeces que se pueden llegar a preguntar en un examen tipo test de Judicatura...

    ResponderEliminar
  12. Anónimo22:09

    Ese era, es y será tu tren ...
    yo no digo nada...cafetería de la facultad de derecho...hace 7 años...peliculas que algunos se montaban y realidades que sólo unos pocos conocíamos ...congrats guapa.

    Ya sabes quién soy;)

    ResponderEliminar
  13. Tapanez: Yo hablo de lo que me da la gana, me entiendes? Y el Jesulín ese lo único que tenía era Ambiciones, no valía ná, mi andreíta y yo, valemos muncho más.

    Meg: como se nota que tú si te has leído la pregunta entera jajaja, por si gustas, la respuesta correcta es la c) ;)

    Mi anónima no anónima: no tengo nada que decirte, como mucho, te dejaría la canción esa de nuestro Sabina que comienza... Pasajeros al treeeeeeeen ;)

    ResponderEliminar
  14. Se ha puesto en duda mi atribución de la frase a la JOlie, adjunto prueba documental, señoría: Otro link y a una foto, estamos que lo tiramos oiga

    ResponderEliminar
  15. Pak Karamu visiting your blogs

    ResponderEliminar